Canalización de chimeneas, Aquí todo lo que necesitas saber

Con la canalización de chimeneas ahorras combustible y aprovechas el calor.

El fuego y el hombre tienen una relación estrecha. Te preguntarás ¿qué tiene esto que ver con la canalización de chimeneas? Pues mucho. Hace miles de años, los primitivos se reunían alrededor de una fogata, para mantenerse calientes y socializar.

Hoy día ya nadie anda en taparrabos y se han modificado muchas costumbres, sin embargo permanece la tradición de reunirse alrededor de la hoguera (hogar). No a cielo abierto, ni en el suelo, sino bajo la comodidad de un conducto especial que permite disfrutar del calor sin el molesto humo.

La finalidad de una chimenea es producir calor a través de la combustión de la leña, por tanto, una vez encendida, lo que sucede es que la chimenea, a través de la combustión de esa leña, calienta el aire que entra del exterior (que está más frío) y este sale fácilmente al exterior calentando el ambiente. A mayor temperatura de la leña, más calor obtendremos.

(Asociación Española de Fabricantes de Estufas, Chimeneas y Cocinas para Combustibles Sólidos, 2016)

¿Por qué es importante la canalización de chimeneas?

Las chimeneas de leña son útiles, prácticas y su método de combustión (madera)  es más económico que por ejemplo, el gas o la electricidad. Es vital su correcta instalación, de esta manera garantizas un mejor aprovechamiento de los recursos como la leña y el calor, pero también evitas situaciones riesgosas que pongan en peligro a tu familia o a ti mismo como por ejemplo: una mala combustión, problemas de tiraje o devolución del humo. 

Pero, hay un detalle importante. Por su diseño, las chimeneas permiten calentar solo una estancia o parte de la casa. Si quieres disfrutar del aire caliente en otras áreas de tu hogar necesitas equipos de canalización de chimeneas, estos distribuyen el aire caliente que se produce por los distintos espacios como habitaciones, comedor. Así toda la vivienda tiene un ambiente cálido y acogedor al unísono.

Canalización de chimeneas de leña
Aprovecha todo el calor de tu chimenea

Beneficios de la canalización de chimeneas

Si ya tienes un equipo que te proporciona calefacción, ¿por qué no aprovechar aún más este recurso? No uses la estufa para calentar solo una sección de tu casa. Con algo de inversión puedes disfrutar de un ambiente acogedor en los diferentes espacios de tu casa. La canalización de chimeneas brinda muchos beneficios. Mira cuanto puedes conseguir: 

Ahorro

La canalización de las chimeneas te va a permitir economizar un montón, ya que no necesitarás invertir en otros sistemas de calefacción para las habitaciones, el estudio o el comedor. Puedes distribuir el aire caliente generado desde la chimenea en tu sala, hacia otros espacios de tu hogar. Así todos gozan de un ambiente cálido al unísono. Obviamente se requiere de una instalación especial y de algunos componentes, sin embargo bien vale la pena y los costos no superarán a los beneficios. Es una inversión a mediano y largo plazo.

Amigable con el medio ambiente

Tu comodidad deja huella en el ambiente, es algo inevitable. En los duros inviernos debes y necesitas protegerte del frío, así que obviamente debes contar con un equipo que te resguarde. Cualquier sistema de calefacción genera impacto en el medio ambiente, claro hay unos más “amigables” y menos contaminante. Las chimeneas de leña son opciones naturales y ecológicas, ya que la madera es una fuente de energía renovable. Toda la leña que se emplea en este tipo de equipos proviene de tala controlada en bosques dedicados a este fin. 

Programables y regulables

La canalización de las chimeneas además te proporciona confort. Puedes programar y elegir la dirección del aire caliente, así conservas el calor en ciertas estancias. En caso de que tengas espacios o habitaciones vacías en tu hogar, puedes cerrar las rejillas, de este modo evitas el escape del aire y optimizas su funcionamiento.

Implementos necesarios para canalizar una chimenea

La canalización de chimeneas no requiere una cuantiosa inversión. Si comparas entre los gastos que puede implicar instalar otros sistemas de calefacción en los distintos espacios de tu hogar, sin duda la canalización es la mejor opción. Ahora bien, debes asesorarte con un especialista, ya que son muchos los detalles a tener en cuenta. Comienza asegurándote que efectivamente puedes realizar esta obra.  Así mismo, lo ideal es que su instalación sea realizada por un profesional. 

La lista de implementos principales que necesitarás para llevar a cabo esta tarea son: 

  • Ventilador de chimenea
  • Conductos
  • Aislante térmico para tubos de chimeneas
  • Rejillas
  • Filtro metálico 

Ventilador chimenea

Los ventiladores en línea general son máquinas con un motor y una turbina que gira. En el caso de los ventiladores de chimeneas se ubican dentro de la unidad muy cerca de la campana, allí recogen el aire caliente que se produce y lo distribuyen hacia otros espacios. Es importante diferenciar entre estos y los ventiladores de estufas. Los primeros en su mayoría requieren de energía eléctrica para funcionar. 

En el caso de los segundos, trabajan de forma autónoma con energía calórica, generada directamente por la estufa. Apenas esta empieza  a emitir calor, el ventilador se enciende de forma automática. Su velocidad dependerá de la temperatura de la estufa, así que a mayor calor, más rápido funcionará y al enfriarse, se detendrá. En definitiva, con la canalización de chimeneas se optimizan al máximo los recursos.

Ventiladores para canalización de chimeneas
Diagrama circulación de aire caliente

Elige el mejor ventilador para la canalización de chimeneas

  • Material: si bien todos los modelos resisten altas temperaturas, los ideales son aquellos elaborados en acero y aluminio anodizado, su costo es mayor, pero durarán más tiempo. Hay ventiladores de chimenea que cuentan además con un detector de calor, de esta forma se enciende solo cuando la chimenea está activa y poseen termostato regulable, así que puedes controlar la temperatura. 
  • Tamaño: de acuerdo a las dimensiones de la chimenea, capacidad y construcción. En estos casos es mejor siempre asesorarse con especialistas, igual si piensas realizar solo la canalización de chimeneas. Una mala instalación o un equipo incorrecto te hará perder dinero y puede convertirse en un dolor de cabeza posterior. También debes tomar en cuenta la cantidad de áreas a las que quieras enviar el aire, esto determinará su potencia. 
  • Pies cúbicos por metro (CFM): es una unidad de medida que indica la tasa de flujo de aire del ventilador. A mayores índices de CFM más aire puede mover de un lado a otro. Algunos equipos poseen un CFM de 160, otros más potentes de hasta 240.
Importante: el  rendimiento de tu chimenea, puede aumentar hasta en un 30% si empleas. un buen ventilador.

Ventajas de usar ventiladores de chimenea

  • Utilidad: aire caliente circulando por todo tu hogar sin invertir en otros equipos de calefacción. El tiempo de calentamiento es bastante rápido, aun cuando depende directamente de la chimenea. 
  • Seguridad: la mayor parte de los equipos cuenta con medidor de temperatura y detector de calor. Algunos modelos, sobre todo aquellos que funcionan con energía calórica y no eléctrica, se apagan apenas se enfríe la chimenea. 
  • Comodidad: su instalación no es muy compleja, ya que su diseño es bastante simple. 
  • Limpieza: los ventiladores de chimenea aspiran el humo, evitando la concentración en un solo espacio. Además disminuye la contaminación que puede generarse por la combustión de madera. Recuerda, es normal que se produzcan partículas por la quema y estas se diseminen en el ambiente. Este equipo contribuye a limpiar y reducir la contaminación 

Fallas comunes en los ventiladores de chimenea 

Los ventiladores de chimenea son equipos de fácil instalación y uso. Son imprescindibles en la canalización de chimeneas, ya que permiten hacer circular el aire caliente por los tubos. Mantenerlos en óptimo estado es vital, así que ante cualquier cambio en la distribución del calor, lo mejor es hacer una revisión. Alguna de las fallas más comunes son:

  • Descenso en el flujo de aire caliente: puede deberse a acumulación excesiva de polvo. Es necesario limpiar el equipo completo incluyendo el motor. Lo recomendable es que cada tres meses se limpie el ventilador de chimenea, ya que el hollín se acumula con mucha rapidez Si tu chimenea posee un ensamblaje deslizable la tarea será mucho más sencilla.
  • No enciende: puede deberse a varias razones. Si ha pasado un largo periodo de inactividad lo primero es revisar el panel de control y su configuración. Si todo está en orden, se procede a comprobar el estado de cables y conexiones. Ante quemaduras o cables deshilachados es necesario remplazar para evitar cortocircuitos y probar el equipo nuevamente  Si aún continúa sin encender puede que sea un problema mayor en el motor.
Algunas chimeneas permiten la instalación de filtros metálicos, estos equipos permiten ser colocados a la entrada o salida del ventilador de chimeneas. Su fin es limpiar el aire que sale hacia las habitaciones. La quema o combustión de madera o leña genera residuos. El filtro es el encargado de atrapar estas impurezas y mantener al ambiente mucho más limpio.

Conductos:

Es otro de los implementos que se usan en la canalización de chimeneas. Por ellos circula el calor y se instalan en los equipos de calefacción que expulsan humo, bien sean chimeneas, estufas y cocinas de leña o de pellet. El conducto además debe ser circular y muy importante poseer un aislamiento térmico fuerte con el fin de que resista las altas temperaturas de la chimenea. Los ángulos, de tenerlos no deben ser mayores a 45 grados.

Los conductos de chimeneas están formados por un tubo revestido con aislamiento térmico, esto es lo que se conoce como conducto de conexión. Existe una normativa que regula la instalación de chimeneas para garantizar seguridad. 

Los conductos de chimenea están integrados por:

  • Tubería flexible o rígida, en el caso de esta última requiere bridas de sujeción.
  • Abrazaderas de fijación.
  • Placa aislante.
  • Sombrerete para el exterior. 
  • Conexión con abrazadera de garras.

Tubos

En el mercado encuentras distintos tipos de tubos para estufas. Varía el material de fabricación, diámetro y hasta aspecto. La elección del mejor tubo dependerá del tipo de estufa o chimenea y de las necesidades del usuario. Sus precios varían, pero a mayor calidad aumentará su coste. Hay tubos flexibles de aluminio y otros rígidos. El uso de uno u otro dependerá del aparato de calefacción (estufa de pellets, caldera de gas de condensación, etc.).

Puedes encontrar tubos de pared simple o aislados (de pared doble). De acuerdo a la instalación y condiciones de la obra pueden estar visibles en la sala o estancia donde está ubicada la chimenea,  o pueden colocarse en la fachada exterior. Si la chimenea es antigua (esas de piedra y ladrillo) pueden ir ubicados en el sistema de evacuación de humos. 

Los tubos flexibles de aluminio son ideales para instalaciones que poseen muchas curvas o desviaciones. Son ligeros, lo que facilita su montaje. Además se pueden unir a otro tipo de tubos a través de manguitos de acople. No se oxidan. Su exterior es corrugado a diferencia de su interior que es completamente liso, esto para facilitar el recorrido del humo y que las condensaciones ácidas no queden adheridas a sus paredes. 

Hay otros tipos de tubos simples de acero inoxidable rígidos para la salida de humos, se emplean en las instalaciones de interior y pueden ser galvanizados y vitrificados, garantizando resistencia y durabilidad. Los tubos aislados por su parte son especiales para las instalaciones exteriores, igualmente son de acero inoxidable, pero tienen lana de roca a su alrededor para evitar que el tubo, al contacto con el clima frío solidifique las partículas de ceniza y obstruya la salida de aire. 

Aislante térmico para tubos: 

En una canalización de chimeneas es importante aislar las tuberías de metal. Es una forma de protección contra incendios y posibles fugas. Además alarga la vida útil de la tubería, debido a que:

1. Disminuye la perdida de energía calórica: si comparas una tubería de chimenea aislada con una sin aislar, observarás que la última consume mucho más combustible, ya que necesita mantener la temperatura alta durante más tiempo. 

2. La combustión de madera libera muchas sustancias, incluidos ácidos cáusticos que son corrosivos y peligrosos. La mayor parte se desprende mezclado con el humo que sale al ambiente, sin embargo algunos restos se van acumulando en el interior de las tuberías. La humedad de las paredes y su condensación, mantienen un estrecho contacto con los tubos, esto, más las sustancias que se encuentran en el interior pueden acarrear una deterioro más acelerado. 

3. Reduce la diferencia de temperatura entre el aire caliente que va ingresando y la superficie fría del canal de humo.

4. Aumenta la resistencia de la chimenea, el aislamiento actúa como un refuerzo. Ante heladas muy fuertes incluso puede proteger a la propia tubería, alargando su vida útil.

Extractor de chimenea, ¿Por qué es una buena inversión?

Una de las mayores preocupaciones cuando se tienen chimeneas de leña es la gran cantidad de humo que se produce. Por eso es muy importante la correcta instalación del tiro. Sin embargo, si quieres garantizar aún más la seguridad y quieres optimizar tu chimenea, puedes considerar adquirir un extractor y así evitas que el humo pueda tan siquiera asomarse a tu sala o recinto. 

El extractor de humo, es un sistema de ventilación y puede funcionar muy bien como complemento del tiro de la chimenea. La dispersión del humo puede agravar los problemas respiratorios de algunas personas mayores o pacientes asmáticos, así que es muy recomendable adquirir uno de estos equipos en estos casos. 

Tipos de extractores de humo para chimeneas

Si bien los extractores de humo son opcionales, ya que con un buen tiro se garantiza que el humo no revoque e ingrese en el hogar. En la actualidad se hacen una opción casi imprescindible por su funcionalidad. ¿Cuál adquirir? Primero conoce los tipos. De acuerdo a su funcionamiento, se clasifican en:

Extractores de humo motorizados: 

Como su nombre lo indican cuentan con un motor que se une con un ventilador. Tiene las mismas características de los extractores que se emplean en las campanas de cocina. No es automático y las aspas giran hacia el lado contrario, de esta forma absorbe el humo. Es ideal para zonas de mucho viento.

En la canalización de chimeneas se emplean extractores de humo
Extractor de humo

Extractores no motorizados o dinámicos

Son muy populares, debido a que no requieren conectarse a fuentes de energía y son automáticos. Su funcionamiento está condicionado por el movimiento del viento. El aire exterior acciona las aspas, succionando el aire de la chimenea. A mayor viento, más fuerza en el aspirado.

Los extractores de humo tipo sombrerete son muy útiles, mejoran el tiro de la chimenea, impidiendo de esta forma que tanto humo como gases revoquen hacia el interior. Además protegen el interior de la chimenea porque no permiten el ingreso de agua, la anidación de pájaros o el ingreso de otros elementos contaminantes.

Este tipo de extractores al estar expuesto a la intemperie deben ser de un material de alta calidad como acero galvanizado. Ten en cuenta la medida de la tubería de la chimenea y el ensamblamiento con este, por ejemplo algunos modelos cuentan con un acople hembra.

Adquiere el mejor extractor de humo

Ya conoces los tipos y algunos detalles técnicos que debes considerar para adquirir un buen equipo. Sin embargo, aún faltan aspectos importantes y que se detallan a continuación:

  • Alta capacidad de resistencia al calor: las temperaturas que se producen dentro de cualquier chimenea son bastantes elevadas llegando a alcanzar los 300°. Es importante que estos extractores puedan soportar registros tan altos sin afectar su operatividad. 
  • Ruido: comprueba el nivel de ruido. Algunos extractores de chimenea son más silencios que otros. Si una vez instalado y paso algún tiempo empieza a generar un ruido mayor, es probable que necesite mantenimiento. 
  • Reducción del gasto: en la actualidad los extractores de chimenea eólicos son los más elegidos, debido a que no consumen energía eléctrica, además este tipo no produce contaminación, pero debes considerar que en ciertas zonas hay equipos que funcionan mejor que otros. Toma en cuenta el gasto que puede generarse. 
El extractor no interviene en la reducción del calor de la chimenea, su función es expulsar el exceso de humo y reducir considerablemente el hollín que puede producirse evitando que se almacene en el tiro y el resto de la chimenea. 

Posición de los tubos en una canalización de chimenea

Instalar una chimenea de leña puede parecer una tarea complicada. Sin embargo siguiendo los pasos que encuentras en manuales de instalación para chimeneas y con la asesoría de un albañil puedes conseguir un trabajo casi profesional. Es importante que conozcas cada parte y elemento necesario. He aquí un detalle importante: la posición de los tubos es uno de los aspectos más esenciales. Sin embargo primero debes tener las medidas 

Medidas:

Las medidas de la chimenea deben ser calculadas con la mayor exactitud. Largo y ancho de la abertura, esto determinará a su vez el diámetro del conducto y permitirá obtener el tamaño del tiro, que debe a su vez estar adecuado a la salida exterior, por donde subirá el humo. Si el tubo es demasiado angosto puede generar que el humo revoque. A su vez si es muy ancho puede que la canalización de chimeneas no funcione correctamente. 

Impermeabilización del hueco de la cubierta: 

Si en el hogar donde se va a instalar la chimenea no sé previó una salida de humos, entonces seguramente hay que agujerar el tejado o techo para poder sacar el tubo de evacuación de humo. Pero hay un aspecto importante, es necesario el aislamiento de este tubo (lo recomendable es doble capa) y la impermeabilización del hueco de la cubierta. Así se evitan goteras. Formas de instalación hay muchas, todo dependerá del material a emplear. El tubo que sale al exterior siempre debe ser de acero inoxidable para evitar su corrosión. 

Impermeabilización del hueco de cubierta

Tipos de tubos y sujeción

Así como en la canalización de chimeneas, el fin es optimizar al máximo el equipo. Que la combustión sea adecuada, que se mantenga el calor durante más tiempo y se distribuya correctamente. Lo primero que debes garantizar es la correcta salida del humo hacia el exterior ¿Cómo lo logras? Encaje de perfecto de los tubos. 

Estos tubos para chimeneas poseen un sistema machimbrado, ¿qué quiere decir? Pues en una punta son hembra y en la otra macho. Esto con la finalidad de que puedan insertarse unos dentro de otros de forma perfecta. Ahora bien el sentido de ambas puntas dependerá de tipo de chimenea. Algunos especialistas aconsejan que la punta macho sea ubicada hacia abajo, pero otros indican lo contrario. Guíate por lo que te diga el albañil. 

Los tubos para estufas de pellets varían ligeramente, en su caso poseen abrazaderas metálicas que permiten unir un tubo con otro. Si te preguntas si debes usar sellador para asegurar aún más la unión de los tubos y que no se escape el humo, he aquí una respuesta: no es lo más recomendable, ante un desperfecto y desmontaje, tocará romper y la obra puede aumentar en gastos.

Posición de los tubos ¿Horizontal o vertical?

La posición de los tubos para chimeneas debe ser en forma vertical, con una inclinación de  45° o 90°. Nunca en sentido horizontal, porque afectarías no solo la salida del humo. Además la condensación de los gases y las sustancias químicas corrosivas quedarían almacenadas, afectando la vida útil del tubo. El humo caliente siempre buscará salida hacia arriba.

Posición de los tubos
Posición de los tubos

¿Tu chimenea revoca humo? Estas son las posibles causas

El viento puede provocar entradas de aire en la parte superior de la chimenea. La consecuencia de este aire es que corta el tiro natural. Es lo que provoca el revoco (o retorno) de los gases y olores en el interior de la vivienda.

(Stop Deshollinadores)

El revoco de humos es un problema frecuente y quizá uno de los más temidos por los usuarios de chimeneas. Si sufres de problemas respiratorios o tienes en casa adultos mayores y niños pequeños, puede convertirse en todo un dolor de cabeza. Por ello es necesario conocer las posibles causas para así atenderlas.

Si desde la instalación de la chimenea presenta esta falla, indica una mala ejecución.  Los problemas pueden estar ligados al tiro. Si tiene poco, no hay correcta evacuación de los humos. El tiro de chimenea debe ir aumentando en la medida que aumenta la altura de la estufa. La regla sería a mayor altura, menos sección de la salida de humos.

Tubo a media tirada

Esto ocurre sobre todo cuando se instalan chimeneas en salidas de humos ya existentes o creadas. El tubo siempre debe llegar hasta la punta de salida donde se encuentra en sombrerete.

  • Salida de humos baja: esto también provoca un tiro deficiente. El sombrerete debe estar ubicado en el punto más alto, libre de obstáculos. Hay que tomar en cuenta, ventanales, edificios aledaños. La salida de humos nunca debe quedar por debajo. 
  • Sombrerete equivocado: los mejores son los que cuentan con el extractor de humos (arriba se explica su importancia y características). Un buen sombrerete de chimeneas evitará el revoco, ya que se encargará de aspirar el humo. 

Ahora bien, si su funcionamiento en un principio ha sido adecuado, pero el humo retorna con mucha facilidad, toma en consideración estos factores::

Conductos de extracción fríos

Es casi normal que al encender la chimenea se regrese un poco de humo. Esto se origina por la diferencia de temperaturas. Por ello, lo adecuado es que vaya calentando poco a poco. Emplea para iniciar leña fina, así iras calentando la estufa, tubos y el tiro. Luego podrás introducir troncos medianos y posteriormente los más grandes. 

La leña fría también puede generar humo. Siempre asegúrate de emplear leña muy seca. Algunos troncos conservan humedad en su interior, esto contribuye con la formación de creosota. (más adelante te explicamos). Corrigiendo estos dos aspectos no debería presentarse de nuevo el problema y el humo no debería revocar de nuevo. Si continúa el problema, pasa al siguiente punto: 

Nido de pájaros 

Las chimeneas, por sus características pueden convertirse en los sitios predilectos para que las aves aniden. Así que si observas restos de ramitas y un fuerte olor, es probable que tengas visitantes (y no precisamente un papa Noel). Si las especies están vivas o hay huevos, deberás contactar a un deshollinador que tenga experiencia en nidos de aves y este a su vez debe ponerse en contacto con un rehabilitador de vida silvestre.

Es importante acotar que hay normativas, por tanto toda práctica de eliminación de nidos de pájaros en chimeneas están reguladas y deben ser adecuadas. Si el nido está vacío es un proceso más sencillo, pero igual necesitarás la ayuda de un especialista. Por eso muchos usuarios deciden incluir un sombrerete al final del tubo de salida de humo. Esto permite crear una barrera e impide que los pájaros formen su nido. 

Un nido de pájaros puede provocar el roque de humo.
Un nido de pájaros puede producir el revoque de humo

Obstrucciones por elementos ajenos y propios

Bolsas de plástico, acumulación de hollín en la salida al exterior o en una rejilla, colmenas de abejas o incluso algún objeto que haya “caído por accidente”. Siempre es aconsejable revisar el conducto para detectar cualquier obstrucción. La limpieza de chimeneas debe hacerse con cierta regularidad, también es necesario asegurarse de que la salida de humos esté libre de elementos que puedan bloquear el flujo o la salida. 

Problemas de creosota

La creosota es un residuo tóxico que se origina tras la combustión de madera, mezclado con vapor de agua y restos de hollín. El problema con la creosota en chimeneas es que, si no se limpia a tiempo, se va adhiriendo a las paredes, creando una gruesa capa que va tapando el conducto de escape de humos. Es muy peligroso porque puede generar problemas de combustión hasta llegar a un incendio. 

Eliminar la creosota implica un trabajo de limpieza cada cierto tiempo. Algunos especialistas sugieren emplear tubos de doble pared en vez de los tubos simples o colocar una puerta en la entrada de la chimenea para reducir el nivel de humedad. Para además, retrasar su aparición se sugiere abrir el tiro de la chimenea apenas se enciende y mantenerlo así durante unos minutos. Esto ocasiona que la leña se consuma un poco más rápido y los vapores se quemen, disminuyendo el grado de humedad. 

Flujo incorrecto de aire

Otra causa del revoque de humo puede la presión de aire negativa. Esto puede ocurrir en esas casas muy “herméticas”. El fuego necesita de oxígeno. Abrir una puerta o una ventana cerca de la chimenea puede brindar el oxígeno necesario para su combustión, además facilitará el ascenso del humo por el conducto. 

Cuello de la chimenea, descubre por qué es tan importante

En la instalación y canalización de chimeneas muchos elementos son claves. En este caso el collar es una parte pequeña pero con mucha importancia. Es una pequeña abertura en donde se ubica un anillo de metal, aquí se fija el tubo de ventilación de la chimenea, ambos deben ajustarse lo más cercanamente. Si la tubería es más pequeña que el collar, se escaparían gases tóxicos.

Así que lo mejor es que siempre se mida el cuello de la chimenea antes de adquirir los tubos y que la conexión entre ambas sea segura. Con una buena instalación evitará el revoque de humo.

Embocaduras de chimeneas:  el aspecto estético de las chimeneas

La mayor parte de los compradores cuando adquieren una estufa toman en cuenta, en primer lugar su capacidad calorífica. En el invierno se requiere una buena calefacción. Sin embargo, las chimeneas no solo aportan calor a una estancia, también se convierten en excelentes elementos decorativos. En la actualidad puedes encontrar modelos de chimeneas eléctricas y estufas de pellet con diseños únicos, modernos y vanguardistas. 

Sin embargo los modelos de leña tradicionales tienen un estilo particular que atrae. Las chimeneas de gas, etanol y las eléctricas permiten disfrutar de un ambiente cálido. A través de luces led emulan las llamas reales, dando una apariencia que amalgama lo tradicional y lo moderno.

Sin embargo si quieres darles un toque más especial y potenciar su belleza, debes considerar adquirir las embocaduras de chimeneas
Las embocaduras de  chimeneas son ese elemento que une la funcionalidad con la apariencia. En el mercado puedes encontrar una gran variedad de estilos, desde el francés o provenzal, hasta otros más rústicos y modernos.

 

 

Próxima entrada

...